Adrián "Niño Maravilla" Mateos consigue el primer título del EPT para España


Por Jorge Iglesias

El madrileño se impuso en el heads-up del Evento Principal del PokerStars and Monte-Carlo®Casino EPT Grand Finalal senegalés Muhyedine Fares. Se ha llevado un premio de 1.082.000€

La historia del poker español cuenta ya con una crónica dorada que jamás se podrá olvidar. Pasarán los años y los jugadores, pero el recuerdo de esa primera victoria en el Evento Principal del European Poker Tour, circuito que despidió ayer su décimo segunda campaña, será guardada como oro en paño durante décadas.

Adrián Mateos, madrileño de 20 años, levantó anoche el título de campeón del PokerStars and Monte-Carlo®Casino EPT Grand Final, probablemente uno de los torneos más prestigiosos e importantes del planeta, y rompió así con una racha que había llevado a los jugadores españoles a tropezarse con la misma piedra durante los últimos años.

adrian_mateos_ept11_winner_shot.jpg

Con esa instantánea, Mateos, además de confirmar un triunfo cimentado en un gran poker, corroboró la victoria del poker español.

Para llegar hasta la meta, Adrián Mateos tuvo que lidiar con cinco rivales. Eso, por supuesto, si nos ceñimos a lo acontecido ayer que es lo que vamos a hacer en las próximas líneas.

Así estaban las cosas al inició del día:

1. Adrian Mateos 1.770.000
2. Jose Carlos Garcia 1.435.000
3. Muhyedine Fares 3.955.000
4. Hady El Asmar 3.970.000
5. Ole Schemion 3.530.000
6. Johnny Lodden 2.250.000

La reanudación trajo noticias inesperadas. Ole Schemion, a priori el mejor jugador de la última mesa, perdía un bote bastante grande ante Muhyedine Fares que lo relegaba a la penúltima posición. La mano en cuestión, el primer gran bote que vivimos, transcurrió de la siguiente forma:

Fares abrió el bote a 110.000 puntos (ciegas en 25.000/50.000 ante de 5.000) con K♠9♠ desde la posición de botón. Hady El Asmar, a su izquierda, completó con A♣Q♠ y Schemion hizo lo propio desde la ciega grande.

Las tres primeras calles T♠5♠3♣ no trajeron más acción en forma de apuestas. El turn J♣ espoleó a El Asmar, que tomó la iniciativa con una apuesta de 115.000 puntos. Schemion no dudó en poner el listón en 390.000, que Fares pagó, y que el libanés no quiso completar.

Con dos jugadores involucrados todavía en el bote y el river A♠ a la vista, el austríaco metió en el centro otros 420.00 puntos con los que esperaba llevarse el bote, pero Fares subió a 1.200.000 puntos que Schemion, tras unos instantes de pausa, decidió pagar para encontrarse que su J♥T♣ no tenía suficiente valor.

ole_schemion_ept11_grand_final_out.jpg

Esa mano no hizo otra cosa que abrir brecha entre los finalistas. Fares se desmarcaba en primera posición con más de siete millones de puntos mientras que Mateos, Schemion y José Carlos García no mejoraban, con 20 ciegas o menos, en la clasificación. Con ese panorama no fue extraño que llegase la primera eliminación.

Ole Schemion se restaba por 13 ciegas con A♠3♣ y Mateos pagaba en la ciega grande con A♦K♣. Ahí se acababa el torneo para el austríaco, que partía con la vitola de favorito.

Sin tiempo para digerir su salida, García también se veía obligado a abandonar el torneo al encontrarse con el muro de K♠K♣ levantado por Fares. El polaco, con apenas ocho ciegas, se envidaba con A♠9♠ pero no encontraba ayuda entre las comunitarias y dejaba la cuenta en cuatro jugadores.

jose_carlos_garcia_ept11_grand_final_day6.jpg

Tras unas manos en las que el mayor beneficiado fue el jugador español llegó el bote del torneo. Fares abrió mínimo (ciegas 30.000/60.000 ante de 10.000) desde primera posición con 6♥6♠ y solo Mateos defendió, desde la ciega grande, para ver el flop con Q♣T♠.

El crupier descubrió 6♣K♦9♠ y ambos jugadores se dieron check. El turn J♠ desató las hostilidades entre ambos. Mateos pegó de cara con 250.000 puntos y el senegalés subió a 500.000. No se hizo espera la respuesta del madrileño que colocó 1.300.000 puntos sobre el tapete. "All-in", dijo entonces Fares. "Call", respondió Mateos con la mejor mano. El river T♦ no le valió a Fares para mejorar y el bote, de 7.200.00 puntos, se fue a las manos del español.

A partir de entonces, "Amadi" intentó mover la mesa a su antojo, aprovechando su stack, y lo consiguió. Estuvo cerca, incluso, de eliminar a Johnny Lodden, pero los [4][4] del noruego aguantaron, incluso conectaron un tercer cuatro con las comunes, ante el [A][9] de Mateos. De esa forma, Lodden, con medio pie fuera del torneo, recuperaba la sonrisa e igualaba con El Asmar por abajo.

1. Adrian Mateos 8.015.000
2. Muhyedine Fares 4.020.000
3. Johnny Lodden 2.440.000
4. Hady El Asmar 2.435.000

Hubo un segundo duelo entre ambos jugadores que permitió al miembro del Equipo PokerStars Pro morder unos 800.000 puntos del stack de Mateos. Y hubo una tercera refriega entre ambos que, con toda probabilidad, se vaya a convertir en una de las manos históricas de una mesa final del EPT.

Con las ciegas en 40.000/80.000 ante de 10.000, Lodden abrió a 160.000 y sus tres rivales se unieron a la fiesta. El flop A♠3♦[9] fue aprovechado por Mateos para apostar 275.000 puntos, que fueron pagados por Fares. El Asmar, por su parte, se retiró de la mano y Lodden puso 715.000 puntos encima de la mesa. Mateos pagó pero Fares, con 9♥6♥, se quitó del medio.

El bote valía en ese momento cerca de 2.400.000 puntos y el 4♣ del turn sirvió para vivir una nueva apuesta de Mateos, esta vez de 650.000 puntos, y ver el call de Lodden. El A♦ del river certificaba que Lodden, con 5♣5♦, era el dueño del bote. "Amadi", sin embargo, no estaba dispuesto a dejar escapar ese botazo. "All-in", anunció el madrileño.

Lodden comenzó entonces a retorcerse en su silla, pensando y pensando acerca de cómo había transcurrido la mano y sobre la documentación que podría sostener su rival. Fueron varios minutos los que necesitó el noruego, nueve veces clasificado entre los últimos 20 jugadores en Eventos Principales del EPT, antes de foldear su mano y ver a su oponente lanzar al centro su mano: J♠T♠. La perla.

johnny_lodden_leaves_ept11_grand_final (1).jpg

La mano siguió espoleando a Mateos, que veía cómo el rival más fuerte de cuantos se mantenían en liza perdía fuelle en la clasificación. Lodden, impotente ante el juego de su Némesis, terminaría claudicando más tarde a manos de Fares.

Lodden abrió A♣Q♦ desde primera posición y Fares hizo una tercera apuesta a 340.000 puntos con A♦9♠ dede la ciega grande. De vuelta a Lodden, la acción terminó en "all-in" y "call". El 9♣ surgió en el flop para dejar servido el three-handed.

Apenas diez minutos más tarde, el propio Fares estuvo a punto de caer eliminado a manos de Mateos, que estaba desatado. La apuesta inicial de 200.000 puntos de Fares fue contrarrestada por la three-bet de "Amadi" a 500.000 puntos desde la ciega grande. De vuelta a Fares, el senegalés puso la cuarta a 2.300.000 puntos y Mateos anunció "all-in" Fares, comprometido con el bote, pagó su resto con A♠9♦ -otra vez la misma mano-. El flop A♣9♠J♠ hizo saltar por los aires los K♠K♥ del español.

1. Muhyedine Fares 8.500.000
2. Adrian Mateos 5.700.000
3. Hady El Asmar 2.700.000

Fares tomaba entonces el liderato y el torneo llegaba a un nuevo descanso. A la vuelta, El Asmar se despedía en tercera posición al caer a manos de Fares que sacaba partido de sus [A][A] en guerra de ciegas cuando el libanés, en un flop 2♦4♠8♦, no dudaba en enfrascarse en una series de apuestas, subidas y resubidas que terminaron con su 6♣8♥ en pedacitos.

hady_el_asmar_ept11_grand_final_day6.jpg

Comenzaba entonces, previo descanso para la cena, el mano a mano, que partía con una ventaja cercana al 2 a 1 para el senegalés

1. Muhyedine Fares 11.220.000
2. Adrian Mateos 5.690.000

La primera ronda del combate cara a cara resultó nulo. A los puntos, "Amadi" fue claramente vencedor al reducir la ventaja de la que disponía su rival. Es difícil saber el número de manos que ambos disputaron durante esos casi 90 minutos, pero podemos resumirlo de muchas maneras diferentes. En todos los casos, Mateos fue netamente superior a Fares.

El sprint final fue especialmente propició para los intereses del madrileño. Seguía yendo por detrás, sí, pero las sensaciones eran opuestas: Mateos subía como la espuma y Fares iba cuesta abajo y sin frenos.

1. Muhyedine Fares 9.200.000
2. Adrian Mateos 7.710.000

A la vuelta del primer descanso del heads-up se produjo la mano más grande del torneo. Con las ciegas en 60.000/120.000 ante de 20.000, Fares abrió A♥9♣ y Mateos pagó con 7♠4♠ para ver un flop galáctico: A♠4♥7♥.

Cual torero, Mateos se dio check para confirmar la apuesta de Fares (de 425.000 puntos). La respuesta de 1.100.000 puntos no se hizo esperar ni tampoco los 2.675.000 que colocó en el centro Fares. Las palabras mágicas brotaron entonces de la boca de Mateos: "all-in". Hubo call.

El turn J♦ y el river K♣ dejaron el torneo casi visto para sentencia. Tan solo cuatro manos más tarde, Fares abrió A♠6♠, Mateos empujó su resto con A♥8♠ y Fares pagó para ver un board 2♦9♥8♥Q♠Q♣.

muhyedine_fares_ept11_grand_final_day6_heads.jpg

De esa forma se ponía el punto y final al EPT Grand Final. Adrián Mateos confirmaba su hueco en el palmarés del EPT y Fares, segundo jugador africano en clasificarse para una mesa final del circuito, se convertía con su éxito en el jugador con más ganancias de su país.

EPT11 Grand Final - Evento Principal
Buy-in: 10.000€+600€
Entradas: 564
Prize pool: 5.640.000€

1. Adrian Mateos 1.082.000€
2. Muhyedine Fares 679.000€
3. Hady El Asmar 486.000€
4. Johnny Lodden 379.000€
5. Jose Carlos Garcia 297.250€
6. Ole Schemion 233.500€
7. Markus Ross 174.300€
8. Koichi Nozaki 120.700€

adrian_mateos_ept11_ticker.jpg

Cobertura del Torneo en Vivo

Archivo